Lunes, 16 Abril 2018 19:03

Sentencian fin de la era bolivariana en Cumbre de las Américas

En la Cumbre de las Américas mandatarios hicieron un pronunciamiento; exigen que el proceso sea libre y transparente; Bolivia y Cuba respaldan al régimen chavista

 

Como si fuera una fotografía del momento político que se vive de norte a sur en el continente, la VIII Cumbre de las Américas, que se realizó en Perú, ilustró el giro de la región hacia la ortodoxia económica y dejó entrever el fin de la era bolivariana, luego de que la mayoría de países, a excepción de Cuba y Bolivia, emitieran fuertes críticas contra el régimen de Nicolás Maduro y adelantaran que no reconocerán las elecciones de mayo próximo, si no hay libertad y transparencia.

Sus colegas de Argentina, Mauricio Macri; de Brasil, Michel Temer, y de Colombia, Juan Manuel Santos, encabezaron una solicitud para que en Venezuela haya elecciones creíbles.

Sin embargo, el mandatario venezolano, quien buscará una reelección en los comicios denunciados por la oposición de fraudulentos, advirtió que se plantará “muy duro” frente a los gobiernos que pretendan desconocer esos comicios.

“¿Quién es la comunidad internacional? ¿Macri? ¿Santos? ¿Temer? Son tres de los presidentes más desprestigiados e impopulares de Sudamérica. La mayoría de la comunidad internacional son los pueblos. Son unos peleles del imperialismo”, señaló Maduro, luego de una reunión de una hora con su homólgo boliviano Evo Morales.

“Trabajamos para devolver la democracia a Venezuela, es inaceptable. Cualquiera que sea amigo de Venezuela debe pensar primero en el pueblo venezolano”

Justin Trudeau

Primer ministro de Canadá

El presidente de Venezuela recibió a Morales para que éste le presentara un informe sobre la cumbre, luego de que fuera excluido y más tarde él mismo argumentara que no deseaba asistir.

Los dichos de Maduro ante la resolución, no vinculante, que emitieron 16 naciones del continente, se tradujeron en descalificaciones contra sus homólogos de quienes dijo están “desprestigiados” y son  “impopulares”.

Explicó que Morales le transmitió los saludos de solidaridad desde la reunión de Lima, que según Maduro fue un fracaso porque no hubo decisión ni conclusiones.

La crisis venezolana ocupó parte de los debates y varios gobiernos dijeron que desconocerán los comicios. Maduro advirtió que el 20 de mayo se mostrará la fortaleza democrática del país, con unas elecciones libres y transparentes.

“No hay democracia, hay presos políticos. Argentina va a desconocer cualquier elección que surja de un proceso de este tipo, eso no es una elección democrática”

Mauricio Macri

Presidente de Argentina

“Si se empeña la derecha en políticas intervencionistas, me voy a plantar muy duro. ¿Quiénes son ellos para determinar lo que se hace o no se hace en Venezuela?”, señaló.

Maduro fustigó particularmente a Santos y su gestión de gobierno, mencionando que ese país tiene “30 por ciento de miseria, 60 por ciento de pobreza y 25 por ciento de desempleo”.

El Dato: El presidente Nicolás Maduro cumplió cinco años en el cargo, aunque más de la mitad de la población reprueba su mandato y exige elecciones libres.

“Santos no ha podido gobernar Colombia y ¿cómo quiere venir a gobernar Venezuela? ¿Quiénes son ellos para decir lo que se hace o no se hace en Venezuela? El 20 de mayo habrá un resultado electoral y lo importante es que lo reconozcan las instituciones y el pueblo”, advirtió.

Maduro denunció que gobiernos de derecha quieren acorralarlo y afirmó que hace una década, cuando había una mayoría de gobiernos de izquierda en la región, ellos no intentaron cercar al entonces presidente colombiano Álvaro Uribe, “como se hace ahora con Venezuela”.

“Pido que retomemos el diálogo en la diversidad, que algunos gobiernos, con su visión intolerante, lo han roto”, dijo.

“Hemos acogido a decenas de miles de venezolanos, intentamos mandar remedios y alimentos, y esa ayuda fue negada por el gobierno venezolano”

Michel Temer

Presidente de Brasil

Maduro anotó además que por lo visto en Lima a las cumbres de las Américas se les pasó el tiempo.

“Ahí no hubo propuestas ni conclusiones. Si la cumbre de Mar del Plata fue el entierro del ALCA (tratado de libre comercio), en Lima a la cumbre de las Américas parece que se le pasó el tiempo”, afirmó. Por su lado, Morales se mostró solidario con Maduro sobre las elecciones de mayo. “No se trata de ser reconocidos, se trata de que seamos reconocidos por nuestra pueblos”, dijo.

Las exigencias

La declaratoria no tiene consecuencias legales, pero fija la postura de las naciones.

Al menos 16 naciones del continente anunciaron que desconocerán las elecciones de mayo si no existe la garantía de que fueron libres y transparentes.

El pronunciamiento también establece que los países firmantes seguirán impulsando, especialmente desde el seno de la OEA, todas las acciones que contribuyan a la restauración de la democracia en Venezuela.

Expresan su preocupación por el éxodo de venezolanos que se han visto en la obligación de abandonar su país como consecuencia de la crisis y exhorta a los países de la región a elaborar un programa de apoyo

Fuente: La Razón